Los amantes del aire libre encontrarán numerosos enclaves apetecibles en Toronto y sus alrededores. Ashbridge Bay Park, por ejemplo, es a la vez un parque, un puerto deportivo, un exuberante entorno natural, un lugar perfecto para jugar al softbol -deporte popular entre los canadienses- y uno de los lugares más agradables de Toronto durante las estaciones cálidas del año.